blog FEVECTA portada

SECCIONES

SUSCRIPCIONES

Escribe tu email y te enviaremos un boletín periódicamente con los nuevos artículos publicados


 Quiero recibir también el boletín de FEVECTA
Política de protección de datos  

Reflexiones sobre el emprendimiento cooperativo, la gestión participativa y el trabajo en equipo

Cartonajes Aitana mantiene una actividad económica de enorme arraigo en la comarca, 100% respetuosa con el medio ambiente

2
ABR

2018

La cooperativa de Cocentaina ha realizado un proceso de modernización en los últimos años que le ha llevado a duplicar la producción

aitana

Hace algo más de 40 años, el arrojo de un grupo de diecisiete trabajadores salvaba uno de los recursos más importantes para la economía de Cocentaina. Una de las industrias con más solera de la comarca, el Molino de Cartones de Cocentaina, anunciaba su cierre después de doscientos años de actividad ininterrumpida y con él se desvanecía el único recurso de vida de decenas de familias de la capital de El Comtat. Las cosas en industrias Merín, nombre con el que se le conocía desde los primeros años del siglo XX, no parecían ir bien. Ante las dificultades, la familia Merín, propietaria en ese momento del Molino, decidió acabar con la empresa en 1976.


Poco después, sus operarios acordaron tomar las riendas de la situación como única salida para salvar la industria. Les iba en ello su futuro. Así, en enero de 1977, diecisiete de ellos transformaron la empresa en una cooperativa de trabajo a la que dieron el nombre de Cartonajes Aitana Coop V, denominación que ha conservado hasta la actualidad. "No es que faltaran pedidos, pero los Merín decidieron cerrar por motivos personales", explica José Martínez, socio de Cartonajes Aitana e hijo de uno de los socios fundadores.


Arrancar de nuevo la actividad no fue fácil. "Al principio no cobraban, sólo les daba para comer”, cuenta Martínez, “luego, al cabo de un año o dos, ya fue la cosa bien y empezaron a cobrar decentemente". Y, así, poco a poco y conforme se iba reactivando la empresa, algunos de los hijos de los socios fueron incorporándose a la cooperativa. Al final, sumaron veintisiete. El esfuerzo había sido enorme, pero había merecido la pena.


En la actualidad, Cartonajes Aitana es una empresa en expansión. La plantilla actual es de 10 socios con vistas a dar entrada a su tercera generación. En este punto no se puede ignorar el efecto negativo que ha tenido la reciente crisis económica en el sector como reconoce el presidente de la cooperativa, Moisés Richart. “La famosa crisis que hemos pasado se ha llevado por delante a tantas empresas, ilusiones, proyectos, empleos, familias, etc… Nosotros en particular tuvimos que solicitar dos años de ERE para poder subsistir y no tener que echar a ningún socio de la empresa. Esta crisis tan larga dura y devastadora nos ha valido para saber luchar en tiempos difíciles, no acomodarnos y buscar lo que el mercado nos pide en cuanto a Cartón se refiere”.


Y así ha sido. Como Moisés Richart, los hijos de los otros socios fundadores de Cartonajes Aitana han ido entrando en la cooperativa para seguir con una tradición que lleva arraigada en los márgenes del río Serpis desde la segunda mitad del siglo XVIII. Eso sí, han introducido mejoras importantes en el proceso de producción del cartón, lo que ha convertido a Cartonajes Aitana en una de las empresas más importantes de su sector en España.

aitana

Proceso de modernización


Con aires renovados, los descendientes de los fundadores de la cooperativa se han dedicado a modernizar la empresa para dar el salto al exterior y copar nuevos mercados hasta ahora vetados por los caprichosos vaivenes del clima. Y es que hasta hace aproximadamente una década la meteorología era determinante en el proceso de producción de las láminas de cartón reciclado que fabrican. Antes, el proceso de secado era totalmente manual. Cada lámina se tendía al lado de la otra y, así, hasta sumar miles en largas naves dispuestas a modo de batallones por los que se abrían grandes vanos que dejaban discurrir a su antojo la brisa de la sierra de Aitana.


Por esta razón, la humedad de los inviernos y los veranos lluviosos obligaban a limitar la producción e impedían abarcar nuevos mercados. Porque, si los cartones que copaban las cinco naves de secado no se secaban al ritmo esperado, "había que parar máquinas", explican desde la cooperativa. "Éramos como las hormigas que en verano llenábamos el almacén para poder pasar el invierno".


Al final, decidieron que ya estaba bien de depender del tiempo e instalaron un secadero. Con él, "ya no hace falta mirar el telediario. Porque no había nadie que mirara tanto el telediario como nosotros", recuerdan. Desde entonces, la nueva secadora ha permitido racionalizar la producción y abarcar más pedidos, siendo capaz de duplicar el proceso de fabricación y mejorar las condiciones de trabajo.


La inversión realizada en todo el proceso de modernización ha sido importante y, como suele ocurrir en estas cosas, al principio no todos lo tenían claro, pero, al final ha valido la pena. Lo que lamentan en Cartonajes Aitana es que no exista ningún tipo de ayudas para realizar inversiones en maquinaria de segunda mano. Y es que en su caso no hay alternativa, puesto que su proceso de producción es tan particular que se ven obligados a hacer sus máquinas a medida con la ayuda de ingenieros especializados. Según explican, en el mercado de primera mano no hay nada igual.


Y ése es sólo uno de los muchos cambios planteados en los últimos años. Han comprado nuevas máquinas que mejoran la producción y rentabilizan la mano de obra y también han reorganizando los diferentes tramos del proceso de fabricación de las láminas de cartón para hacer más en menos espacio, ya que antes la planta estaba más dispersa y distribuida en diferentes niveles.

aitana
aitana

Cartón ecológico 100%


Cartonajes Aitana fabrica láminas de cartón 100% reciclado. "Aquí no hay nada de química", aseguran. De esta manera, al tiempo que mantienen una actividad económica de enorme arraigo en la comarca, realizan una producción ecológica respetuosa con el medio ambiente. "Aquí reciclamos todo: papel, revistas, cajas... y, así, una y otra vez. No existe límite para reciclar por mucho que te lo vuelvan a traer", reconocen.


Una vez está triturado, se mezcla con agua, que también reciclan, para conseguir una pasta. “Nuestra implicación con el medio ambiente es total, de manera que la aguas utilizadas en nuestra fabricación son totalmente recirculadas, obteniendo así un vertido cero a nuestro preciado rio Serpis. La planta de depuración es la encargada de limpiar el agua y tratar nuestros lodos para su posterior recirculado en la planta de producción”, explican.
Después de pasar por varios filtros, las máquinas prensadoras eliminan el agua que sobra y van fabricando láminas de cartón en varios grosores en función de las necesidades de cada cliente. Sin colas ni añadidos de ningún tipo. “El mínimo residuo sólido producido en planta es totalmente retirado por nuestro gestor de residuos autorizado”, asegura. Un compromiso con el entorno que le ha sido reconocido con la obtención de la certificación ISO 14001 de Aenor.


Las aplicaciones del producto fabricado por Cartonajes Aitana son muy variadas: carpetas, materiales de oficina, tapicería, patrones, maletas, cajas de zapatos, estructuras de sofás. Su producto se distribuye por toda España y también fuera de nuestras fronteras en Argelia, Turquía, Portugal, Francia, Marruecos, Túnez, Rusia, Europa central, etc.


Actualmente, la empresa se está especializando en cuatro tipos de Cartón específicos: Cartón Gris (utilizado para tapicería, separadores, relleno, etc..) Cartón de color (carpetería), Cartón Blanco de una gran dureza y resistencia (utilizado principalmente en el sector de muestrarios y patronaje) Cartón de Calzado (utilizado para plantillas de calzado) y, por último, Cartón Salpa para la exportación (utilizado para calzado pero con diferente composición a la del Cartón de Calzado).


Otros servicios


Con el tiempo, Cartonajes Aitana ha ido ampliando sus servicios. Ahora también ofrece a todas aquellas empresas y administraciones públicas que, por razones de su actividad, tratan habitualmente con datos de carácter personal de clientes, proveedores o empleados a la recogida y destrucción certificada de dicha documentación de acuerdo a la legislación vigente de protección de Datos.


Además, la cooperativa ofrece también el servicio de recuperación y embalaje de todo tipo de plástico blando, en coherencia con su compromiso con la recuperación y el reciclaje de residuos no peligrosos.


Perspectivas de futuro


De cara al futuro, Cartonajes Aitana se plantea introducir, de acuerdo a las necesidades de la Cooperativa, a la tercera generación de socios. Para ello, apuestan por llegar a producir un cartón de buena calidad que encaje perfectamente en el mercado actual para su aplicación al calzado, la tapicería, los muestrarios, la carpetería, separadores, aislante, etc.). Según asegura su presidente, “estamos abiertos a cualquier innovación dentro de nuestras posibilidades y siempre con la máxima responsabilidad con el puesto de trabajo de los socios que nos ha hecho llegar hasta la actualidad y convertirnos en un referente como Cooperativa de Trabajo Asociado de la Comunidad Valenciana”.

Autoría:  Ana Real
subir subir

PARTICIPA

Si te ha gustado el post y quieres apoyar la difusión de la empresa cooperativa te voy a pedir 3 cosas:

1. Comparte este post en redes sociales utilizando los botones que aparecen en la parte superior derecha.
2. Deja un comentario con tu opinión.
3. Envía una pregunta relacionada con el mundo emprendedor cooperativo, que te preocupe y quieras conocer nuestra opinión.

COMENTARIOS

ESCRIBE TU COMENTARIO

Introduce el siguiente código captcha o uno nuevo.

 

 

PALABRAS CLAVE

ARTÍCULOS RELACIONADOS

SECCIONES

SUSCRIPCIONES

Escribe tu email y te enviaremos un boletín periódicamente con los nuevos artículos publicados


 Quiero recibir también el boletín de FEVECTA
Política de protección de datos  

CMS xipmultimedia: XPAIWEB